Noticias

En otro capítulo de “Ser o no Ser”,  el presidente ejecutivo de la Fundación América Solidaria tuvo palabras para referirse a su bullada aparición en un viral que llama a perdonar a violadores de derechos humanos que se encuentran recluidos en Punta Peuco.

En un nuevo capítulo del programa de los lunes “Ser o no Ser”, Benito Baranda, Presidente Ejecutivo de la Fundación América Solidaria, conversó con Gonzalo Ladrón de Guevara y Juan Pablo Morales acerca de diversas temáticas que aborda la institución que preside y también acerca de su participación en el proceso constituyente. Sin embargo, también tuvo palabras para referirse a su bullada aparición en un viral que llama a perdonar a violadores de derechos humanos que se encuentran recluidos en Punta Peuco.

Baranda acusa que fue engañado. Sostiene que a fines del año pasado fue contactado para realizar un video que tenía otros fines: solicitar la liberación de presos mayores de 75 años, que hayan cumplido la mayor parte de su condena y se encuentren con alguna enfermedad terminal, y no para lo que finalmente fue utilizado ese material. “La intención era generar un mecanismo para que estos detenidos pudieran morir en sus casas, pero dependiendo de las causas, por lo que es necesario un análisis acabado de su comportamiento para optar a esta solicitud. Sin embargo, este video se utilizó para otros fines. Si ustedes ven el video, sólo aparece mi cara, no hablo nada sobre el tema del que trataba”, apuntó.

Ante esto, Benito sostiene que al difundirse este viral, inmediatamente se contactó con quien grabó el video para hacerle saber su preocupación, al mismo tiempo que negó cualquier tipo de vinculación con la organización dueña del material audiovisual, conocida como hijos y nietos de "prisioneros del pasado". “Lo que me molestó fue la mala utilización de mi imagen. Cuando tú quieres que alguien participe en una campaña, se lo haces saber. Hacía adonde apunta la campaña y en esta oportunidad no fue así. Yo no estoy vinculado a estas personas que están detenidas, no los he ido a ver. De hecho, tengo más cercanía con las víctimas que de los victimarios de los derechos humanos”, finalizó el activista social.

“Cuando el Estado dice: el bien superior es el niño, eso es una hipocresía”

El psicólogo, además, tuvo tiempo para hacer referencia a la “hipocresía del estado” en cuanto a la temática infantil. Destacando que no se solucionan los temas de fondo, que es un acompañamiento integral de los niños y también de los profesionales. “Cuando dices que el bien superior del niño y que es lo más importante del país, resultando siendo una hipocresía, lo que el estado termina destinando en recursos son un engrudo, ya que no son los mismos recursos que destina una familia que tiene dinero para hacerlo. Cuando la familia falla, a quien le corresponde asumir esa responsabilidad es el Estado y en eso estamos al debe”, apuntó Baranda.

Finalmente, Baranda se mostró grato de haber participado del proceso constituyente en calidad de observador, donde pudo recorrer varios puntos del país, sentándose con gente de diversos estratos sociales, quienes discutían sobre temas esenciales que compondrían una nueva Carta Fundamental.